miércoles, 2 de febrero de 2011

Niños Dios de Neza se visten de policías y marinos


Decenas de familias mexiquenses adornaron con uniformes policíacos a sus 'santitos', a fin de que los niños "nos protejan de cualquier robo o asalto"

Debido al incremento de inseguridad registrado durante los últimos meses en diversos municipios del estado de México, habitantes de Nezahualcóyotl y Ecatepec vestirán a las figuras del niño Dios que, según la tradición mexicana, son vestidas para ser bautizadas durante este día de la Candelaria, con atuendos de policías y marineros, “para que el niño nos cuide de cualquier asalto”.

De acuerdo a “Don Juan”, quien desde hace 15 años restaura y confecciona los atuendos para las figuras en el mercado José María Salcedo, manifestó que “un traje de policía puede llegar a costar hasta 350 pesos, dependiendo tanto del tamaño del niño como de la elaboración del traje, ya que podemos llevarnos hasta una semana de trabajo”.

"El significado del niño radica en la fe que pone en él cada familia y su vestimenta indica cuán arraigados están a él, por eso muchas personas vistieron a su ‘santito’ como policía o marinero para que los proteja de cualquier mal”, puntualizó José.

Dentro de los atuendos más vendidos en este año, destacan el del niño de los milagros, de la abundancia; de la salud, de los milagros; y aquellos relacionados con San Judas Tadeo, el Sagrado Corazón de Jesús, el Santo Niño de Atocha y el de pastor, “sin embargo “algunas personas también los visten con el uniforme de la sus equipos favoritos”.

Asimismo, los accesorios como sillas, zapatos, capas, tronos, cetros y el moisés pueden tener un rango de costos de entre 100 y 300 pesos, dependiendo su tamaño y el material con el que están fabricados

Un poco de historia

De acuerdo a la tradición católica, durante el día de la Candelaria, las iglesias del estado de México son visitadas por fieles y padrinos, quienes el día 6 de febrero “sacaron” al niño de la rosca de reyes, los cuales, serán los responsables de vestir al Niño Dios durante tres años consecutivos.

Según el ritual, el primer año lo tienen que vestir con ropaje blanco y sin corona ni trono; mientras que en el segundo, tienen la libertad de escoger el diseño que lucirá. Finalmente, en el tercer año es obligatorio vestir al niño como Rey y acompañarlo de trono y corona, ya que éstos adquieren con el tiempo el carácter de dador de gracias y milagros.

Asimismo, quienes hayan encontrado en su rosca de reyes el muñequito o Niño Dios, tienen la "penitencia" de invitar los tamales y el atole a familiares y amigos.

Emmanuel Suberza
02 de febrero 2011
09:31

1 comentario:

Melannie dijo...

Hola!!
Permiteme presentarme soy Melannie, administradora de un directorio de blogs, visité tu sitio y está genial, me encantaría poner un link de tu blog en mi sitio web y por mi parte te pediría un enlace hacia mi web y asi beneficiar ambas webs con más visitas.
Si estas de acuerdo no dudes en escribirme a melannieagurto@gmail.com

Éxitos con tu blog.
Un Saludo
Melannie.